14 C
Coronel Suárez
lunes, octubre 19, 2020
14 C
Coronel Suárez
lunes 19 octubre 2020
Home Interés General Ofelia Fernández fue reconocida por Time como una de las “líderes de...

Ofelia Fernández fue reconocida por Time como una de las “líderes de la próxima generación”

La legisladora más joven de América Latina, que fue electa a los 19 años y hoy tiene 20, fue destacada por la revista estadounidense Time que la describió como una de las “líderes de la próxima generación”.

La argentina -que es miembro del Frente de Todos- fue además, una de las caras más visibles de la campaña por la despenalización del aborto en el país. Por eso, Time la define como “un ícono de la llamada ola verde”.

Fernández había sido presidenta del Centro de Estudiantes de la Escuela Superior de Comercio ‘Carlos Pellegrini’ durante dos años y también, la voz de la toma de colegios contra la reforma educativa y de las tomas para denunciar situaciones de violencia de género dentro de la institución educativa. Fue la presidenta más joven de la historia en ese centro de estudiantes.

En un video realizado por Time para celebrar el reconocimiento, Fernandez dice que cada vez que se encuentra con pibes le transmiten que les hizo una invitación implícita a participar, a ser parte activa y a tener agencia de decisión sobre su propias vidas: “Eso para mí ya hace que valga la pena” expresa.

Fernandez cuenta que la campaña del aborto develó varias pistas para el movimiento y para la construcción estratégica de la agenda feminista: “Nos hizo darnos cuenta de que teníamos que formalizar liderazgos propios y que, en esta consigna, y en otras, tenemos la capacidad de ser líderes”.

Para la legisladora latinoamericana más joven, “el futuro se construye en las decisiones que se toman hoy”. “Nuestro futuro se va a tratar de reducir daños en la medida en que nosotros dejemos que el presente se defina en las mismas mesas, por las mismas personas”, expresó. Y dijo que, como generación, “nos merecemos dejar de reducir daños, y de salvar platos que están por romperse”. Para adelante, “nos merecemos generar un piso de derechos que nos permita dar discusiones más evolucionadas, más progresivas, más radicales”. “Para eso laburo” sentenció.

Time señaló que mientras para muchos veinteañeros “el confinamiento asociado al coronavirus significó horas de clases remotas y Netflix”, para Fernández fue tiempo dedicado “a crear leyes desde el living de su mamá”.

La revista estadounidense denunció los ataques que Fernández recibe todos los días en redes sociales. La define como “un objetivo para los trolls online”, ya que recibe a diario mensajes misóginos y amenazas. “La verdad es que me afecta; tengo que recordarme a mí misma que lo hacen no sólo para que yo me resigne, sino para alejar a las mujeres que se sienten inspiradas por mí para dar un paso adelante e involucrarse activamente en la militancia estudiantil, sindical o política. Así que tengo que resistir”, asegura la legisladora.

En junio de este año, cuatro mil funcionarias, funcionarios y figuras culturales firmaron una declaración condenando el abuso en su contra y lo calificaron de violencia política.

Críticas tras el reconocimiento

El reconocimiento de Time generó de hecho un aluvión de estos mensajes violentos, a los que Fernández respondió con un tuit: “Estos obsesionados me odiarán mucho pero reconozcan que les hice pasar una experiencia muy educativa, algo de inglés tienen que haber aprendido de estar horas clavados a Google Trranslate para poner communist bitch bad taking college [comunista puta mala tomadora de colegios]”.

También respondió a los mensajes de apoyo: “Al resto, gracias por todo el amor de hoy. Para mí es un orgullo que Argentina sea reconocida por la fuerza y espacio de las nuevas generaciones. Gracias siempre al movimiento que me trajo hasta acá”.

Explica que, justamente, todo lo que la revista Time destaca “son las mismas razones por las que la derecha troll argentina se obsesionó con ella”. “Los ataques a Ofelia se volvieron tan indivisibles de su mera existencia en la arena política que hasta en el propio perfil de la revista lo ve venir”.

Y agrega: “Resistir, para Ofelia, es seguir adelante frente a las agresiones, sin poder hacer mucho más que exponer algunos de los mensajes que recibe sistemáticamente. ¿Cuál sería la alternativa? Bajar el perfil, decir menos, despegarse de las redes sociales. En definitiva, callar. Ser censurada por una muchedumbre que va desde los periodistas de la derecha vernácula hasta un sin fin de cuentas con nombres de fantasía”.

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here