Municipales: Un conflicto en el que no se vislumbran soluciones

Los camiones de la comuna fueron estacionados en torno a la Plaza Mitre frente a la comisaría.

 

Si bien Rubén Allende Secretario General del STM (Sindicato de de Trabajadores Municipales)  tiene para mañana una audiencia con el intendente Ricardo Moccero para tratar de destrabar el conflicto salarial que lleva poco más de un mes desde que estalló, no se descartan inconvenientes y servicios que no se cumplirán, habida cuenta del estado de alerta y movilización que dispuso la asamblea del gremio.

El viernes por la mañana hubo una marcha de los trabajadores que partieron del sindicato hasta el edificio municipal de la calle Rivadavia y haciendo sonar sus tambores solicitaron ruidosamente que el Intendente los reciba, pero este no se encontraba en la ciudad, por lo que aquello que pretendían los manifestantes no se pudo realizar.

Por ello los trabajadores dejaron en la Mesa de Entrada de la comuna una solicitud de audiencia que en principio se concretaría mañana martes.

De todas formas no se descarta que haya ruidosas movilizaciones tanto hoy como mañana y en días futuros si es que no se soluciona o no se llega a un arreglo de compromiso con el tema salarial.

A estar por las manifestaciones del Secretario Gremial son pocas las posibilidades de un arreglo en breve tiempo, ya que hubo un período de conciliación obligatoria en la que hubo nulos avances en el tema. Hay muchas diferencias entre lo que pide el Sindicato, un aumento del 50 por ciento que en la práctica sería superior y que al ir escalonado y que se solicita que los escalonamientos se hagan sobre los sueldos aumentados, da una porcentaje mayor y lo que ofrece el Ejecutivo.

A la luz de lo que ha sucedido en anteriores conflictos, en donde los municipales se atrincheraron a la entrada del corralón de la calle Teresita Castilla y no dejaron salir vehículos se habrían adoptado algunas medidas para evitar este bloqueo.

Es por ello que ayer se pudo ver una docena camiones muncipales estacionados en torno a la Plaza Mitre, aquellos que se usan para recoger los residuos domiciliarios. Si bien no hay información oficial, se supo de fuentes confiables que de esta forma se permitiría la normal recolección de residuos a través de personal contratado o tercerizado.

De todas formas vale reflexionar sobre este tema y cabe preguntarse si los trabajadores no se exceden en sus modos de reclamo y al mismo tiempo preguntarle al intendente Ricardo Moccero, las razones por las cuales hizo algún esfuerzo por acercar una oferta que más o menos satisfaga el petitorio.

Podría especularse que hay un trasfondo político en esta actitud del jefe comunal, habida cuenta que no logró que el Concejo Deliberante le apruebe el aumento de tasas tal como lo había solicitado en su momento y que los ediles le dieran una aumento inferior.

El proceso inflacionario que parece no tener un techo ni una disminución, licúa tanto los ingresos de los trabajadores y los costos que insume toda la estructura comunal.

Si bien los representantes del sindicato aducen que hay fondos suficientes y que no hay una superpoblación de empleados, lo cierto es que hay sectores donde faltan y en otros hay muchos cuyas funciones muchas veces son difíciles de precisar.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here