Fuerte descargo de una madre porque desconocidos agredieron a su hijo en la calle

Sobre las 21:30 hs, en la red social facebook, Patricia Steinmetz realizó un fuerte descargo porque sobre la tarde del día de hoy, su hijo Máximo Steinmetz, fue agredido en la calle por desconocidos, dejándole grandes moretones.
En el mensaje hace una gran autocritica sobre el hecho de por sí, pero haciendo alusión que estas cosas no deben pasar en Coronel Suárez y pidió por una ciudad educadora en responsabilidades y libertades.

Aqui el descargo de Steinmetz:

26/9 Coronel Suarez 17:40 : ” hijo estoy llegando a Suarez cómo va todo dónde estas? “

17:50 ” bien vieja, terminando en la pelu nos vemos en casa ahora”

18:15 nos buscan en casa porq Máximo habia sido atacado por dos sujetos con golpes y patadas en la cabeza, vecinos y transeúntes lo ayudaron a resguardarse. No pudo identidicar a los agresores por la sorpresa y porq no son de su entorno ni barrial ni social ( Máximo sólo llega los fines de semana a Suárez para hacer deporte y trabajar en actividades familiares, durante la semana estudia fuera de la ciudad)

Criar no es fácil y no es gratuito, hay q enseñarle a otro a tener proyectos, objetivos, querencias, vínculos, sabiduría ante el error y hacerse cargo, a tener paciencia y pasiones. Todo el entorno educa, como dice Tonucchi somos una ciudad educadora, si somos una sociedad sana.

Qué ciudad educadora queremos ser? ¿La q da seguridad de ser y estar o la que te sorprende por la espalda con ataque criminal y cobarde del 2 contra uno?

Tenemos la fortuna de que Máximo fue ayudado por GENTE QUE SI, de los que esta familia y amigos queremos en la idea de ciudad educadora que concebimos.

Tenemos la tristeza y el enojo de saber que hay GENTE QUE NO, resultante de crianzas y vínculos sociales insuficientes, que no se sostienen sólo con una AUH, que debieron tener desde el Estado una vigilancia exaustiva en la crianza para q no se desarrolle esto que dejaron ver, un vacío de querencias, proyectos, sin concepción del valor de la vida propia y ajena, con el egoismo del abasallamiento del espacio del otro, sólo por dañar al otro y lo del otro. Cobardía que pega y patea al otro en el suelo y a la cabeza.

Queremos seguir criando en una ciudad que te acune, no fuimos la única familia en esta situación ayer; no queremos más pibes que mañana tengan q pasar por éste abasallamiento de sus libertades, pasando en dos segundo de los planes familiares y con amigos a guardias de hospital.

No queremos más marcas de este tipo en el cuerpo y no queremos circulando a quienes las generan.

Queremos un Coronel Suarez que eduque en las libertades y que regule a quién no las respeta.

Nuevamente gracias infinitas a los vecinos q cuidaron y asistieron a Máximo, amigos de Max al pie desde momento cero, médicos y enfermeros q hicieron lo mismo en guardia y a agentes que acompañaron en el.proceso q siguió.

Por un Suárez ciudad educadora en responsabilidades y libertades.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here