Ernesto el mosquetero 13-07-2019

¡Hola! ¿Cómo andan? ¿Yo? Recibiendo WahtsApp con los recuerdos de las cosa que decían los políticos que, habiendo sido kirchneristas (y habiéndose ido), últimamente les tocó «volver con la frente marchita» y tragarse todas las boludeces que dijeron, para ahora decir que no lo decían en serio ‘que era en joda’. Vg: Alberto Fernández (el malo), Sergio Massa que dijo que iba a ser presidente y que los iba a meter presos a todos (Kris, La Cámpora y ‘la mar en coche’). Todo eso parece haber quedado en el pasado. Y es verdad, es parte del pasado pero ‘no nos tomen por boludos’, memoria tenemos.

Amor y Paz

Al gran moderado se le saltó la cadena. Parece que a Alberto Fernández (el malo) lo sacan de quicio las preguntas molestas… También, hay algunos periodistas que son jodidos, miren que irle a preguntar por las cosas que él dijo sobre Cristina en torno al Pacto con Irán. ¿A quién se le ocurre? Esta Mercedes Ninci es de terror, encima es ‘insistidora…’ Y, la verdad, yo creo que Alberto (el malo) tiene algo de razón ¿cómo le va a venir a preguntar esas cosas? Encima le dijo (a Mercedes) que leyera lo que había escrito en Clarín,el día después de que había echado pestes contra Cristina en La Nación y la Ninci seguía preguntando… Yo insisto: ‘son jodidos’.
Al rato nomás, un periodista cordobés le quiso preguntar algo y le contestó medio feo, pero, por si eso fuera poco, Jonatan Viale, en el mismo día, le entró a hacer preguntas ‘incómodas’… (al final Jonatan, ante la molestia de Alberto, le dijo que le mandara un cuestionario con lo que quería Alberto que le preguntara y listo). Todos en el mismo día… Muy jodidos todos. Era lógico que Alberto (el malo) Fernández reaccionara como si se hubiera puesto un calzoncillo lleno de ‘rosetas’. ¿Qué querían que hiciera, que respondiera…? No, así me lo van a sacar de la huella. Párenla muchachos, déjenlo mentir tranquilo. El vino para moderar la virulencia de Cristina y tratar de atraer a los indecisos… ¿no vieron las caritas de buenos que ponen en el aviso de campaña? Hasta me dan aganas de votarlos.
Para completarla, ese día, una multitud lo fue a esperar al aeropuerto de Córdoba. Conté catorce.

Más gente memoriosa

Insisto, hay gente que está empecinada en hacerle recodar el pasado a algunos y eso es de muy mala leche. Sin ir más lejos, ayer me mandaron un WathsApp con un ‘jingle’ (ojo, me puedo equivocar, porque yo de este tipo de ritmos entiendo menos que nada) que recordaba el tema de ‘los cuadernos’. Decía algo así como «mirá si un día me falla la memoria, mejor lo anoto en un cuaderno Gloria…» y entraron a desfilar un motón de impresentables (muchos en cana) pero se ve que está hecho con mala fe porque en una de las fotos aparece Ricardito rodeado de Julio de Vido, López (el revoleador de bolsos) y otros delincuentes…. ¿qué necesidad? ¿Qué necesidad meterlo a Ricardito en eso, si él nunca tuvo relación con ninguno de ellos? ¿O sí?

Pedidos razonables

Me contó Lauty que en la última sesión del Concejo Deliberante el MPV (Moccero a la cabeza) pidió que la municipalidad no tome compromisos de pago más allá del 31 de diciembre. ¡Coooorrrrrecto! No es cuestión de dejarle ‘el toro enlazado’ al que viene.
Ahora, digo yo ¿Cómo le dejó las cuentas Ricardito a Pachi? Yo no me acuerdo demasiado bien pero algunos se quejaban de que, a último momento, le ‘enchufó’ 250 empleados más y una deuda que (no me acuerdo bien) era como de 20 millones de mangos. ¿Será que Ricardito (en el remoto caso de que sea electo) no quiere tener los mismos problemas que le dejó a los de Cambiemos?
En tal caso tiene razón, de los errores también hay que aprender.

Tampoco hay que exagerar

Vieron que en uno de los párrafos anteriores (para diferenciar) hablé de Alberto (el malo). Ustedes se preguntarán ¿por qué? Bueno, paso a comentar: Me llegó un audio con la publicidad de Alberto Fernández (el nuestro). Es un Jingle, bastante bueno, en el que resalta las cualidades del precandidato a las internas de Cambiemos (lógico, si no las resaltan ellos quién las va a resaltar). Lo que me llamó la atención que en el jingle, lo definen como «Alberto Fernández, ‘el bueno’».
La verdad es que, salvo las reservas que tengo sobre algún candidato (ustedes ya saben de quien hablo) el resto me parece buena gente. Nada que decir de Poty, ni de Pedro Rodríguez, ni tampoco de Alberto Fernández, ahora, tampoco es como para andar haciendo alarde de bondad. Digo nomás.

De volteretas, panqueques y otras yerbas

Esto ya lo comenté, en parte. Si uno hubiera apagado el televisor, dejado de escuchar radio y de leer los diarios hace tres o cuatro meses y hoy, simplemente viera las fotos (sin texto ni sonido) y le preguntaran por cuál partido puede llegar a ser candidato. Cuando escuchara la respuesta correcta se querría suicidar. En el orden local no hay demasiado sorpresas, salvo la de Carolina ‘mido bien’ Radicce, que viene de varias volteretas, o de Ricardo Salerno que viene del peronismo y ahora está en Cambiemos, muchas otras novedades no hay.
Pero en el orden nacional es un ‘descontrol’ Pichetto a Cambiemos, Felipe (con la frente marchita) al cristinismo), Sergio Massa (el cacique ‘Panquequén’), Alberto Fernández es el más coherente: estuvo con todos (y no se hace cargo de nada). Alberto Asseff se mandó varias ‘panquequeadas’ a lo largo de su historia y la última estuvo fulera. La jugada que le hizo a Espert, no se hace. Si uno ‘mete la pata’, se la banca y listo. No se puede pasarse, ‘de Cayetano’, de un partido a otro y dejar a su socio político ‘colgado del pincel’. Son todas malas actitudes, pero ahora parece que la garrocha es el deporte nacional y no ‘el Pato’. Así estamos.
Dejando de lado esto, porque tal vez sea necesario entender que es lícito cambiar de opinión (no tantas veces por favor) si uno entiende que se equivocó, lo que es un papelón es hablar pestes de un adversario y decir que quiere ser presidente para meterlo preso y después aceptar ir con él, por un premio consuelo. Es lo que hizo Massa, arrancó queriendo ser presidente y aceptó ser candidato a diputado. Anibal Fernández de candidato a gobernador en el 2015 se conforma con ser candidato a concejal en Pinamar.
El que se creyó haber sacado ‘el premio mayor’ es el ‘Alberto’ (el malo). El problema que tiene es con el archivo. No resiste ni uno. El dicho reza: «todos tienen algún muerto en el placar», el problema con el Alberto es que tiene un morgue completa.
Los dejo por hoy, pasen un fin de semana tranquilos y piensen a quien votar. Hay tiempo todavía. Yo ya sé a quienes ‘NO VOY A VOTAR’, ustedes hagan lo que la conciencia les dicte.
Nos vemos el próximo sábado si Dios quiere. Chauuuu.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here