El Gobierno aprobó la siembra del trigo resistente a sequía

Lo dispuso mediante una resolución de la secretaria de Alimentos y Bioeconomía, que depende del ministerio de Agricultura. El nuevo evento es rechazado por la cadena triguera.

 

El trigo resistente a la sequía fue autorizado por el Gobierno nacional, luego de años de un proceso de evaluaciones regulatorias que se realizan sobre las variedades de semillas transgénicas y que en este caso implicó el aval científico sanitario desde 2020.

A días del inicio de una nueva campaña de trigo, el ministerio de Agricultura publicó este jueves en el Boletín Oficial una resolución mediante la cual se dio por cumplimentado el trámite de aprobación del trigo HB4, que es una variedad transgénica y resistente a sequía, y de esta manera aprueban su siembra.

Se trata de la variedad HB4 desarrollada por la empresa Bioceres en conjunto con investigadores de la Universidad del Litoral y del Conicet, liderados por la doctora Raquel Chan.

La resolución expresa la convicción del ministro de Agricultura, Julián Domínguez, que defiende los avances en biotecnología agrícola como una oportunidad de desarrollo para la Argentina

“Facúltase a la firma INSTITUTO DE AGROBIOTECNOLOGÍA ROSARIO S.A. (INDEAR S.A.) a comercializar la semilla, y a los productos y subproductos derivados de ésta, provenientes del trigo IND- ØØ412-7, y a toda la progenie derivada de los cruzamientos de este material con cualquier trigo no modificado genéticamente”, dice la resolución oficial.

Y describe que “se podrán comercializar variedades de trigo con el evento IND-ØØ412-7 con posterioridad a su correspondiente registro en el INSTITUTO NACIONAL DE SEMILLAS (INASE) organismo descentralizado en la órbita del citado Ministerio”.

El nuevo evento no tiene el aval de la cadena triguera, ya que advierten que el mismo podría derivar en la pérdida de mercados para el cereal argentino, cuyas exportaciones tienen como principal destino Brasil. Dicho país, en octubre del 2020 aprobó pero condicionado solamente al uso de la harina de trigo HB4 y no para la semilla. Además, la semana pasada Australia, otro país referente en la producción del cereal, aprobó solamente para la harina.

Las variedades de trigo HB4 tienen incorporado un gen del girasol que incrementa la tolerancia a condiciones de sequía, reduciendo las pérdidas de rendimiento frente al déficit hídrico. Se trata de un desarrollo 100% argentino, producto de la colaboración público-privada de más de 18 años entre la empresa Bioceres. (DIB)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here