Básquetbol: Blanco y Negro se convirtió en el “Supercampeón”

El club albinegro rubricó un gran año, venció a Huracán por 68-60 y obtuvo la Copa de Campeones. Matías Quiroga fue la figura y el goleador del partido.

 

De La Voz del Pueblo, especial para Nuevo Día

 

Blanco y Negro cerró el jueves último un brillante 2022. Rubricó un gran año y ratificó las cualidades que lo convirtieron en monarca del Torneo Oficial de la Asociación Tresarroyense de Básquetbol, adjudicándose la Copa de Campeones al ganarle a Huracán por 68 a 60.

En un juego donde ambos equipos se conocen en demasía, y teniendo presente que el Globo lo había eliminado en semifinales del Apertura, que finalmente terminarían ganando los de Manuel Locaelli al conjunto de Fabián Gondean, los suarenses salieron decididos a manejar el ritmo del partido.

Y rápidamente lo consiguieron, porque con una firme marca (un sello distintivo del ganador), no le permitió un juego claro de ataque al Globo, y sus ofensivas fueron ordenadas.

El 12-4 del inicio activó las alarmas en Huracán, que consiguió sacar muchas faltas pero convirtiendo sólo 3 de 10 en libres, aunque un mejor cierre le posibilitó la recuperación para quedar a sólo 3 puntos.

Blanco y Negro vio en un abrir y cerrar de ojos como perdía el liderazgo en el tanteador, pero fue fortaleciendo su juego interno con un Matías Quiroga que comenzó a mostrar el camino que lo llevaría a ser la figura del partido.

Por el contrario, la arremetida del perdedor, en un buen pasaje de Bayúgar y Goizueta, tuvo un bache en las pérdidas (7 en el cuarto, 17 en total, contra las 10 del rival).

Los primeros 20 minutos se fueron con un dejo de deuda en el juego por parte de ambos; pero el regreso al largo descanso fue motivador para ver algo más agresivo, con mejor ritmo y más goleo, lo que “contagió” a las pobladas tribunas.

Con apenas 4 puntos de ventaja, los suarense salieron decididos en el último cuarto, y allí encontró su mejor versión porque, salvo tres triples seguidos de Goizueta (que alimentaron alguna esperanza en el Globo, el control de Blanco y Negro fue total en ambos tableros.

En el goleo Quiroga siguió activo, y tuvo a un Rodríguez determinante, lo mismo que la movilidad de Gallardo y el orden general que le dio una nueva y merecida copa.

La síntesis es la siguiente:

Huracán (60): Otero (14), Falcone (10), Iraola (0), Goizueta (22) y Peralta (0), formación inicial; Bayúgar (12), Darcángelo (0), Hevia (2), Parravicini (0), Veninga (0) y Uribe (0). DT: M. Locatelli.

Blanco y Negro (68): Gallardo (8), Rodríguez (13), Alonso (6), Maier (11) y Quiroga (23), formación inicial; Romeo (0), Alberdi (0), Sieben (4), Nieves (3) y Barrón (0). DT: F. Gondean.

Estadio: Quilmes.

Parciales: Huracán 11-Blanco y Negro 14, 29-30 y 45-49.

Árbitros: Lucas Bianco, Sebstián Anta y Pablo Ledesma.

Cinco faltas: Otero (H).

Preliminar: en U-23, Quilmes le ganó a Argentino 79-75, quedando tercero en el Oficial.

 

Mención Especial

 

El próximo martes, cuando se realice la 50° Fiesta del Deporte en el Polideportivo Municipal, bajo la organización del Círculo de Periodistas Deportivos de la ciudad de Tres Arroyos, Blanco y Negro recibirá una mención especial en su condición de campeón de básquetbol de Primera división.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here