Básquet: Blanco y Negro barrió la serie y gritó campeón

El albinegro venció a Costa Sud por 96-77 y se quedó con el título del Torneo Oficial de Primera de la ATB. Gran festejo en el “Román Nouzeilles”. Gonzalo Soave fue el goleador albinegro con 27 puntos.

Por Eduardo Luongo

Para Nuevo Día

 

Blanco y Negro se dio el gran gusto. Con autoridad y frente a su gente, el albinegro derrotó a Costa Sud por 96 a 77 y se quedó con el título del torneo Oficial de Primera división que organiza la Asociación Tresarroyense de Básquetbol al barrer la serie, al mejor de cinco juegos, por 3 a 0.

Salvo en los primeros pasajes del encuentro, el local siempre estuvo arriba en el trámite y en el marcador. Sacó una buena diferencia que le permitió administrar los tiempos, en base a sus mayores recursos, para llegar sin sobresaltos al final y quedarse con el festejo.

El goleador en el albinegro fue Gonzalo Soave con 27 puntos (2 de 7 en libres, 5 de 8 en dobles y 5 de 10 en triples), en tanto Matías Jaimes anotó 20 unidades (2 de 2 en libres, 6 de 9 en dobles y 2 de 5 en triples).

Por el lado de la visita no alcanzaron los 23 puntos de Juan Segundo Menna (6 de 9 en libres, 3 de 7 en dobles y 6 de 11 en triples).

Con el 2 a 0 que se trajo de Tres Arroyos, el albinegro quedó a las puertas del título, algo que se vio reflejado en la gran concurrencia que llenó el histórico “Román Nouzeilles”. Costa Sud llegó a Coronel Suárez sabiendo que una derrota lo dejaba sin mañana. Un triunfo era lo único que le servía.

Le costó a Blanco y Negro hacer pie en el inicio. El oriverde con Menna hizo daño a una defensa que no encontraba la marca en un comienzo muy dinámico y con los equipos cambiando ataque por ataque. Hasta que empezó la exhibición de Soave desde más allá de los 6m75. Con dos bombas consecutivas del “Pollo” el conjunto local reaccionó y consiguió dar vuelta el marcador a falta de 2m 40s (19-14) para terminar el primer cuarto. A diferencia de los juegos anteriores el albinegro no apostó al juego interior, para aprovechar su mayor talla física, sino que buscó anotar con los tiros lejanos. Pero en el cierre se quedó y la visita aprovechó rápidamente para igualar en 23 siempre con Menna como abanderado en la ofensiva.

Con los triples de Soave y Nicolás Themtham, Blanco y Negro volvió a escaparse en el inicio del segundo cuarto (29 a 25). La respuesta de Costa Sud llegó de la mano de la inteligencia de Franco Fernández para conducir, y la puntería de Menna que siempre encontraba espacio para sacar su tiro. Pero el conjunto de Raúl Bianco dependió demasiado de ambos. En cambio Blanco y Negro mostró mayor cantidad de argumentos. Porque también apareció Matías Jaimes para correr o anotar de tres puntos. Además Soave siguió en llamas y los de Rosanova estiraron la diferencia que llegó a ser de 22 puntos en determinado momento. En el final, Menna, cuando no, clavó una bomba y acortó diferencias. El albinegro se fue al descanso largo arriba por 56 a 41.

En el reinicio del juego, Blanco y Negro pudo correr y anotar con un muy buen pasaje de Jaimes para que su equipo vuelva a sacar 20 puntos de diferencia (61 a 41) con 2 minutos de juego. Costa Sud ajustó la presión en defensa, pero no estuvo seguro en el traslado, por lo cual sufrió varias pérdidas en este cuarto que le restaron posibilidades en ofensiva.

En esta parte del partido, Blanco y Negro apostó a la zona interior, donde sobresalió la figura de Matías Quiroga, que no solamente se movió con mucha decisión cuando quedó de frente al aro, sino que también bajó rebotes en el propio, aprovechando muy bien sus minutos. El albinegro defendió correctamente, fue muy superior e ingresó al último cuarto con una considerable ventaja de 76 a 54.

En el último parcial se vio un Blanco y Negro más pensante, que trabajó más las posesiones y que volvió a recostar el juego en la zona interior, donde se destacó la labor de Gonzalo Alonso. Costa Sud, que estuvo alentado por un buen grupo de simpatizantes que viajó desde Tres Arroyos, sabiendo que la cuesta a remontar era casi imposible, no se dio por vencido, aunque dependió de los arrestos individuales, en especial, de los relevos como Hali Sapag, Marcos García o Nicolás Lofiego.

El albinegro dejó que corran los minutos para esperar un triunfo que estaba asegurado hace varios minutos y desatar la euforia de todo el básquet  albinegro que volvió a gritar campeón, después de 2007 cuando se coronó en la Asociación de Básquetbol de Olavarría (ABO).

Blanco y Negro liquidó la serie y dio por terminada una extenuante temporada. El conjunto de Fernando Rosanova hizo historia al obtener su primer título en la ATB, no así el entrenador que fue campeón con Monte Basket en 2016 lo mismo que Soave, Quiroga y Themtham. Con una base de jugadores que venía del año pasado y la llegada de nombres como Jaimes y Alonso, el entrenador fue moldeando una estructura de equipo que se fue haciendo cada vez más sólida con el correr de los meses y le dio sus frutos en el final del año.

Síntesis

 

Estadio: “Román Nouzeilles”. Parciales: Blanco y Negro 23-23 Costa Sud; 56-41(33-18); 76-54 (20-13) y 96-77 (20-23). Árbitros: Jorge Ballerini, Sebastián Ebbens y Marcos García.

Blanco y Negro 96: G. Soave 27, A Sieben 5, M. Jaimes 20, M. Pane 9 y G. Alonso 8 (fi) N. Themtham 8, M. Quiroga 13, J. Weimann 0, M. Martelli 4, I Nieves 0, B. Maier 2 y M. Gallardo 0. DT. F. Rosanova

Costa Sud 77: T. Goizueta 0, F. Fernández 8, J. S. Menna 23, G. Haag 12 y S. Bianco 2 (fi) H. Sapag 10, M. Bianco 6, D. Fernández 0, M. García 10, N. Lofiego 6 y J. Bruel 0. DT. R. Bianco

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here