Ante la suba de casos de COVID-19, Tandil analiza volver a fase 1

En el sistema semáforo propuesto por el intendente Lunghi, se trataría de la “zona roja”.
Las autoridades de Tandil analizan volver a prohibir todas las actividades, menos las esenciales, y volver a fase 1 luego del aumento de casos de COVID-19 que se dio en el último tiempo en la ciudad bonaerense.

Según indican los datos oficiales, los positivos ya se acercan a los 2.000, lo que refiere a siete veces más de los que había hace poco más de un mes cuando el intendente Miguel Ángel Lunghi confirmó que no cumpliría con el sistema de fases establecido para llevar a cabo sus criterios en la apertura de actividades.

El 7 de septiembre, Lunghi presentó el modo semáforo y los casos eran 271 con una sola muerte. Desde entonces, los contagios diarios en Tandil rondan entre los 90 y 120.

De la totalidad de casos tandilenses, 751 están activos, de los cuales más de 30 se encuentran internados, siendo 14 los que están en terapia intensiva. Los fallecidos ya son 26.

Hasta el momento, Tandil se encuentra en amarillo, según el sistema de semáforo, con la gran mayoría de las actividades abiertas pero con varias restricciones. De todos modos, ante el crecimiento de casos, se estima que pasarían a estar en rojo. (Infobae y La Nueva.)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here