Allende: “las deudas con el trabajador son decisiones políticas porque cuando tienen otras deudas las pagan”

Terminó el 2019 en medio de negociaciones por cerrar las paritarias correspondientes a septiembre-octubre. Hoy, Rubén Allende -secretario general del Sindicato de Trabajadores Municipales (STM)-, en diálogo con Nuevo Día, afirmó que aunque aún no han tenido una reunión con el Intendente, continúan las negociaciones para resolverlo.

El pasado 14 de noviembre, habían iniciado una serie de reclamos por parte de los trabajadores municipales que habían incluido una manifestación frente al Palacio Municipal a modo de protesta para hacer oír su voz y reclamar la paritaria correspondiente al ciclo septiembre-octubre que, a pesar de haber sido presentada en agosto, estaba en suspenso y sin ofertas.

El estado de esa situación no ha variado demasiado y con el cambio de gestión del 10 de diciembre, las negociaciones se estancaron: “cerramos el 2019 con ajuste por inflación pero no tenemos pauta salarial para 2020. Por un lado, porque el gobierno anterior no quería fijar una pauta porque no lo iban a administrar ellos y por el otro, el gobierno actual, pedía que el acuerdo salarial sea con ellos porque, si bien el anterior elevó el presupuesto, el actual lo bajó y va  a reformularlo” comentó Allende.

En el Ministerio se pidió un 30% de recomposición salarial con ajuste por inflación “porque con el anterior gobierno llevamos dos años y medio de ajuste por inflación y si hay que lograr que el trabajador tenga más poder adquisitivo para superar la recesión, esperamos que con este gobierno, más que ajuste por inflación, haya dos o tres puntos más por encima de la inflación”.

De todos modos, el Secretario del STM aseguró que, aún, no tuvieron una reunión con representantes del actual gobierno ni con el Intendente: “teníamos una audiencia a fines de diciembre que el Ejecutivo actual la levantó porque no tenía propuestas y automáticamente, pedimos la reunión porque tenemos 75 recategorizaciones pendientes del año que terminó y aún no fueron adjudicadas; y tenemos encuadramientos que ya tienen que estar incluidos en el presupuesto”.

Además, con el gobierno anterior, habían firmado, en la Secretaría de Trabajo, un acuerdo que indicaba que, al 31 de diciembre, quienes cumplieran nueve meses, pasarían, el 1 de enero, automáticamente, a planta permanente, pero aún no pasó porque se está reelaborando el presupuesto: “sabemos que el Intendente ha salido a decir que tiene un Municipio inviable pero nosotros decimos que si el Ejecutivo anterior elevó un presupuesto de mil quinientos millones, a la reformulación yo creo que va a ser superior, porque hay nuevas tasas, por ejemplo, tienen pensado hacer el estacionamiento medido y pago” aseguró Allende.

“También tenemos la Ley, que va a salir por Provincia, del aumento en las cargas impositivas provinciales que va a redundar en mayor coparticipación, así que no tenemos el presupuesto definitivo pero, antes de tenerlo, queremos primero, acordar la pauta salarial y en base a eso, reformulen el presupuesto” sentenció.

Por lo pronto, el Ministerio convocó a una reunión el próximo miércoles 15 de enero, a las 10 de la mañana, en la Secretaría de Trabajo. Reunión en la que el Secretario Gremial, espera poder acordar y tener respuestas a los reclamos que se extienden hace meses: “a fin de año, con el traspaso de gobierno, teníamos la paritaria septiembre-octubre y no la cobramos, es más a mediados de enero vamos a cobrar la diferencia por aguinaldo porque tampoco nos liquidaron todo el aguinaldo” y agregó: “son todas decisiones políticas, por eso, uno, en representación de los trabajadores, lleva la demanda y la necesidad”.

Relación con el intendente Moccero

“Tenemos anunciado en la Secretaria de Trabajo el estado de alerta y movilización porque con el anterior gobierno no pudimos cerrar la paritaria septiembre-octubre” aseguró Allende pero agregó que: “hoy por hoy, si bien hay cosas en las que coincidimos y otras en las que no, no tenemos mayores problemas con el Intendente. Si pedimos una audiencia, nos recibe, no tenemos esa relación que tuvimos en el pasado de que, directamente, no nos atendía”.

“Cuando se habla y dicen que no hay fondos, fondos siempre hay, siempre aparecen. El tema es que son decisiones políticas. Si las decisiones de este gobierno, ante las promesas electorales eran de poner plata en el bolsillo trabajador para combatir la recesión, esperemos que la audiencia del día 15 esté a la altura  de las circunstancias” auguró Allende, en tanto deberán esperar hasta la próxima semana para conocer la devolución del gobierno municipal.

Por otro lado, consultado por la toma de medidas o movilizaciones, aseguró que “depende del avance de las negociaciones. La esperanza es lo último que se pierde y las medidas aparecen cuando no hay respuesta de la otra parte. Hasta ahora, hemos tenido respuesta cuando, por alguna urgencia, hemos ido a ver al Intendente, y nos ha atendido”.

Quiso, además, aclarar que, a pesar de que las paritarias son semestrales, “y parece que estamos todo el año de paritarias”; sucede porque se atrasan, muchas veces, por no tomar medidas, “porque uno trata de evitar las medidas, porque el que pierde en el conflicto es el trabajador pero si el problema no se resuelve, vamos a asamblea y es la asamblea la que resuelve”

Cobros desactualizados

“Queremos empezar la negociación porque también tenemos pendiente que hay un remanente de trabajadores que están cobrando al 1% y tendría que ser toda la antigüedad al 3%” contó Allende y agregó que hubo una propuesta que se presentó al gobierno anterior, pero de la que no tuvieron respuesta “y si no, tendríamos que ir a juicio, pero eso sería un shock muy fuerte para el Municipio, entonces pedimos que vaya incorporando el 3% de forma retroactiva, pero también nos tenemos que sentar a negociar”.

Por otro lado, sobre la suma fija que fue otorgada por el Gobierno Nacional -tanto para privados como estatales-, a cuenta del futuro aumento, aseguró que “ya llevamos dos sumas fijas de $5000 que no cobramos” y finalizó: “creo que las deudas con el trabajador son decisiones políticas porque cuando tienen otras deudas las pagan, entonces hacen honor al pago de la deuda externa pero parece que las deudas con los trabajadores nunca aparecen por eso muchas veces, lamentablemente, nos vemos obligados a tomar una acción gremial para que esa decisión política sea acorde a las necesidades de los trabajadores”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here